INSULTOS EN ANOETA

“¡Españoles, hijos de puta!”

El fútbol y la política volvieron a mezclarse el pasado domingo. Anoeta fue el escenario, la Real Sociedad – Atlético, el argumento y la excusa, un brazalete de capitán. La prenda que lució Antonio López, pintada con la bandera de España, generó clima de tensión y provocó graves insultos desde la grada.

Fueron los utilleros los que seleccionaron el elemento de la discordia. Antonio López no comentó nada a los responsables del material rojiblanco.

Según informa el diario Marca, los jugadores del equipo madrileño jugaron el duelo frente a los donostiarras profundamente sorprendidos por la actitud que algunos de los aficionados vascos tomaron contra el lateral izquierdo por ser el portador de esta bandera en su brazo.

“¡Españoles, hijos de puta!” gritaba con cierta frecuencia la grada.

No era la única enseña presente en el choque. El Atlético lleva la bandera de España dibujada tras el cuello. La Real Sociedad luce una gran ikurriña en el brazo izquierdo.