Header Ads

Al-Qaeda, amanaza de nuevo al Padre Zacarías Botros (i)

Por Juan González.
Al-Qaeda, pese a sus amenazas no consigue cerrar la boca del Padre Zacarías, que sigue denunciando desde sus programas televisivos la impostura del "Profeta".

El Padre Zacarías Botros, ha conocido la tortura y la persecución, al igual que su hermano mayor a quien por predicar el Evangelio entre musulmanes, le dieron muerte tras cortarle la lengua. Botros, vive en el exilio. Al-Qaeda, ofrece por su cabeza 60 millones de dólares. En Egipto, su país natal, un periódico de gran tirada le considera el “enemigo público número uno”. Zacarías, no goza del aprecio de la Umma ¿Por qué?

Éste sacerdote de la Iglesia copta afirma, basándose en los hadizes y otros textos musulmanes, que Mahoma era un hipócrita con tendencias sexuales “sorprendentes” y una capacidad cognitiva deteriorada.

Según el Enviado, Alá le comunicó que:" Te preguntan acerca de la menstruación: Di, es un mal. ¡Manteneos, pues, aparte de las mujeres durante la menstruación y no os acerquéis a ellas hasta que se hayan purificado!”( Corán, 2:222)

No obstante, como demuestra el Padre Botros, Mahoma , desoyó los mandatos del Alá:

“El Profeta, solía copular con sus esposas (66...) cuando menstruaban”

“Ibn Abbas, relata en un hadiz que el Profeta dijo: Si un hombre no puede evitar copular con su mujer menstruante, todo lo que debe hacer es pagar un dinar como expiación. Y si el acto íntimo tiene lugar al final de ciclo, cuando hay menos sangrado, entonces él sólo debe pagar medio dinar”

“A Mahoma, le gustaba oler la sangre de la menstruación... cuando Aisha (su esposa predilecta) menstruaba, él solía poner su cabeza entre los muslos de ella y recitaba el Corán”.

En relación a las tendencias homosexuales del Mensajero de Alá, Botros alude al curioso caso de Zahir “que empujó su espalda contra el pecho del Profeta”. Sin embargo, más esclarecedor es otro hadiz en el que se cuenta cómo Mahoma levantó la camisa de un varón y le besó el torso desde... el ombligo hasta las axilas.

Al Cartero de Alá, según el Padre Botros, también le gustaba chupar la lengua a niños y niñas. Y víctimas de estos lúbricos desvaríos fueron, por ejemplo, los hijos de su sobrino Alí o Fátima, su propia hija.

Como indica el Padre Zacarías, especialmente escabroso es el hadiz donde se relata que Mahoma nunca dormía sin antes depositar su cabeza entre las tetas (senos) de su amada hija Fátima, a la que también le chupaba le lengua....

Texto original, La Pervertida Sexualidad de Mahoma. Jihad Watch.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.