publi

Por Juan González.
Según el Departamento de Estado norteamericano, en Badalona hay una “efervescente actividad de islamistas”, lo que indica que García Albiol, presidente del Grupo Municipal del PP de Badalona, no ha exagerado al advertir de los peligros que genera una inmigración masiva e incontrolada.

El edil popular, que debe hacer frente a varias querellas relacionadas con sus declaraciones supuestamente “xenófobas”, ha sido acusado públicamente de “manchar el buen nombre” de la ciudad, así como de fomentar la intolerancia hacia los “nuevos badaloneses”, como los que ocupan plazas y calles los viernes para orar en dirección a la Meca, o los gitanos rumanos que desvalijan los hogares de nuestros compatriotas “calorros” (Sancho amigo, cosas veredes) del barrio badalonés de San Roque.

El pregonero de las Fiestas de Mayo, en un encendido discurso contra “la intolerancia”, declaró: “No os dejéis engañar por los que tienen ganas de jugar con fuego”, en clara referencia a García Albiol. Más tarde, un grupo de notables locales firmó un manifiesto llamado Nos gusta Badalona, en el que se afirmaba que la ciudad tiene los mismos problemas que cualquier otra localidad de las mismas dimensiones... pero, “la diferencia, es que “aquí” se distorsionan , se exageran y amplifican para obtener beneficio político partidista”

El pasado 11 de diciembre el diario El País reproducía unos interesantes textos del Departamento de Estado norteamericano hechos públicos por Wikilieaks, según los cuales: “ Cataluña, es el mayor centro mediterráneo de actividad de radicales islamistas” y, además, “En Badalona, hay una efervescente actividad de islamistas”. ¿Quiere esto decir que El País y el Departamento de Estado conspiran, por extrañas razones, contra la tercera ciudad de la región catalana?

En realidad, quienes mancillan el “honor local”, son aquellos que realizan largos y costosos viajes para fomentar el comercio entre ¡China y Badalona!, o cierto personaje de la Pesoe que , in illo tempore, ocupó la alcaldía estando acusado de fraude fiscal. Igualmente, manchan la honorabilidad de la ciudad todos esos concejales que han convertido a Badalona en un remanso de islamistas, cuyas detenciones periódicas aparecen en los medios de información de toda España.

En Badalona, hay una "efervescencia islamista"

Por Juan González.
Según el Departamento de Estado norteamericano, en Badalona hay una “efervescente actividad de islamistas”, lo que indica que García Albiol, presidente del Grupo Municipal del PP de Badalona, no ha exagerado al advertir de los peligros que genera una inmigración masiva e incontrolada.

El edil popular, que debe hacer frente a varias querellas relacionadas con sus declaraciones supuestamente “xenófobas”, ha sido acusado públicamente de “manchar el buen nombre” de la ciudad, así como de fomentar la intolerancia hacia los “nuevos badaloneses”, como los que ocupan plazas y calles los viernes para orar en dirección a la Meca, o los gitanos rumanos que desvalijan los hogares de nuestros compatriotas “calorros” (Sancho amigo, cosas veredes) del barrio badalonés de San Roque.

El pregonero de las Fiestas de Mayo, en un encendido discurso contra “la intolerancia”, declaró: “No os dejéis engañar por los que tienen ganas de jugar con fuego”, en clara referencia a García Albiol. Más tarde, un grupo de notables locales firmó un manifiesto llamado Nos gusta Badalona, en el que se afirmaba que la ciudad tiene los mismos problemas que cualquier otra localidad de las mismas dimensiones... pero, “la diferencia, es que “aquí” se distorsionan , se exageran y amplifican para obtener beneficio político partidista”

El pasado 11 de diciembre el diario El País reproducía unos interesantes textos del Departamento de Estado norteamericano hechos públicos por Wikilieaks, según los cuales: “ Cataluña, es el mayor centro mediterráneo de actividad de radicales islamistas” y, además, “En Badalona, hay una efervescente actividad de islamistas”. ¿Quiere esto decir que El País y el Departamento de Estado conspiran, por extrañas razones, contra la tercera ciudad de la región catalana?

En realidad, quienes mancillan el “honor local”, son aquellos que realizan largos y costosos viajes para fomentar el comercio entre ¡China y Badalona!, o cierto personaje de la Pesoe que , in illo tempore, ocupó la alcaldía estando acusado de fraude fiscal. Igualmente, manchan la honorabilidad de la ciudad todos esos concejales que han convertido a Badalona en un remanso de islamistas, cuyas detenciones periódicas aparecen en los medios de información de toda España.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada