Header Ads

Javier Faus: "No nos importa que nos patrocine un país donde no hay democracia"

El vicepresidente económico del club, Javier Faus, se defiende: "Nosotros no tenemos inconveniente en llevar publicidad en la camiseta de un país que no es una democracia"

Una semana después del acuerdo entre Barça y Qatar (cinco años, 150 millones en total), las críticas le siguen lloviendo a la directiva blaugrana por alcanzar semejante pacto con un país totalitario donde no se respetan los derechos humanos.

En una entrevista en la COPE, Faus en ningún momento regateó reconocer que su nuevo esponsor era una régimen totalitario. Como argumento para su aceptación tiró de ejemplos que, según él, tampoco están mal vistos en el mundo del deporte.

"Entiendo que haya aficionados que esto no les guste. Pero hay que entender que China no es una democracia, Dubai tampoco lo es, Abu Dhabi tampoco lo es... y recuerdo que, por ejemplo, su fondo soberano, el de Abu Dhabi, patrocina a Fernando Alonso", argumentó.

Según Faus, el criterio de la FIFA y de Unicef (actual marca en la camiseta blaugrana) fue clave para tomar la decisión.

"Nosotros no tenemos inconveniente en llevar publicidad en la camiseta de un país que no es una democracia. La decisión de la junta directiva, es que si a la FIFA Qatar le merece respeto para organizar, si a Unicef le merece todo el respeto para compartir su logo en nuestra camiseta, pues a nosotros tampoco nos importa", prosiguió.

Según su criterio, hay algo de demagogia en toda esta polémica. "Ingleses, norteamericanos, franceses, nuestras propias multinacionales hacen negocios con ellos continuamente", puso como ejemplo.

Aquellos que se muestran contrarios a la decisión tomada por la junta directiva de Sandro Rosell usan básicamente dos líneas básicas de argumentación.

La primera es la que habla de la tradicional historia de la 'zamarreta' culé, libre de patrocinios. Unicef, aclaran estos puristas, no es un patrocinio, sino un acto solidario del Barça porque es el club el que paga a esta organización de la ONU.

También afirman que Rosell y los suyos revocaron los acuerdos entre el Barça y Uzbekistán por lo dudoso de su régimen "Unicef y Uzbekistán no son compatibles", dijo en su día el nuevo dueño del sillón presidencial en el Camp Nou.

"Nosotros tenemos que gobernar el club y dentro de todas las alternativas que barajamos en una situación financiera tan delicada, pues hemos considerado que dentro de las que se nos ofrecían, la menos mala", comentó.

Además, no descartó variarla en los próximos años. "Es la más reversible. Dentro de cinco o diez años cuando venga otra junta directiva, siempre podrá revertir esta situación, pero por el camino se habrán cobrado 170, 200 o 250 millones de euros que nos ayudarán a salvaguardar las financias del club", dijo.

Sobre las críticas del ex jugador y entrenador del Barça, Johan Cruyff, Faus fue tajante. "Johan Cruyff no ha señalado nado de Qatar per se. Para él lo mejor hubiera sido encontrar otras vías de ingresos. Lo curioso, ya lo comentó el presidente Rosell, es que en el 2005, en un artículo publicado en la prensa de Barcelona, dijo todo lo contrario", replicó.

"Quién paga es una agencia gubernamental que es la Qatar Sports Investments, que es el gobierno de Qatar a través de su agencia para el fomento del deporte. Esta agencia lo que hace es que una vez que adquiere los derechos para patrocinarnos durante cinco años y medio (medio sin camiseta, cinco con ella) se los cede gratuita a la Qatar Foundation", mantuvo.

Si esa cesión cambiara durante lo que dura el contrato, el Barça podría romper el acuerdo de forma unilateral. "Este patrocinio se puede cambiar siempre que el Barça quiera. Si Qatar Sports Investments decide ceder sus derechos a otra organización que no sea la Qatar Foundation y el Barça no está de acuerdo, no habrá problemas. De hecho fue el Barça el que pidió a Qatar que se vinculara este acuerdo a alguna organización solidaria", finalizó

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.