publi

Por Juan González.
Durante esta Navidad, 21 cristianos han sido masacrados en Egipto, un matrimonio  de avanzada edad ha sido despedazado por una bomba en Bagdad y los indonesios no han podido celebrar la Nochebuena ni en sus propias casas...

El día de Año Nuevo, hizo explosión una potente bomba frente a una iglesia de Alejandría, en cuyo interior se encontraban más de 2.000 personas. Y mientras que los desolados cristianos  estaban ocupados cubriendo con periódicos los incontables restos humanos diseminados por  la calle, los musulmanes cantaban y gritaban ¡Alá Akbar!

Debido a la violencia de la explosión (el artefacto  contenía cristales y clavos) todavía, se desconoce el número exacto de víctimas, aunque se teme que  pueda superar con creces la cifra de 21 asesinados.

Ahmed Al- Tayed, imán de Al-Azhar, deplora el atentado, pero considera inaceptable que Benedicto XVI haya hecho un llamamiento para luchar contra la persecución de los cristianos en el país, pues considera que esto constituye una “interferencia” en los asuntos internos de Egipto. Al-Tayed, fue uno de los líderes mahometanos "moderados" que con más fuerza e histeria condenó la publicación de unas caricaturas de Mahoma por un periódico danés.



Otras noticias

El jueves, murieron en Bagdad los cristianos Fawzi Rahim, de 76 años y Janet Mekha, de 78. El sistema utilizado para el asesinato fue simple. Unos desconocidos, depositaron una bomba ante la puerta del domicilio del anciano matrimonio, luego, llamaron al timbre, más tarde, detonaron el explosivo que despedazó a los ancianos.

En Somalia, los terroristas de Al-Shabbad, los mismos que han decapitado, degollado y  asesinado a tiros a los escasos cristianos de la zona, mediante altavoces en las calles, han advertido a las mujeres que deberán vestir el niqab, incluso, en el interior de sus hogares.

En Alejandría, los musulmanes cantaban y gritaban ¡Alá es grande! entre los cadáveres de los cristianos

Por Juan González.
Durante esta Navidad, 21 cristianos han sido masacrados en Egipto, un matrimonio  de avanzada edad ha sido despedazado por una bomba en Bagdad y los indonesios no han podido celebrar la Nochebuena ni en sus propias casas...

El día de Año Nuevo, hizo explosión una potente bomba frente a una iglesia de Alejandría, en cuyo interior se encontraban más de 2.000 personas. Y mientras que los desolados cristianos  estaban ocupados cubriendo con periódicos los incontables restos humanos diseminados por  la calle, los musulmanes cantaban y gritaban ¡Alá Akbar!

Debido a la violencia de la explosión (el artefacto  contenía cristales y clavos) todavía, se desconoce el número exacto de víctimas, aunque se teme que  pueda superar con creces la cifra de 21 asesinados.

Ahmed Al- Tayed, imán de Al-Azhar, deplora el atentado, pero considera inaceptable que Benedicto XVI haya hecho un llamamiento para luchar contra la persecución de los cristianos en el país, pues considera que esto constituye una “interferencia” en los asuntos internos de Egipto. Al-Tayed, fue uno de los líderes mahometanos "moderados" que con más fuerza e histeria condenó la publicación de unas caricaturas de Mahoma por un periódico danés.



Otras noticias

El jueves, murieron en Bagdad los cristianos Fawzi Rahim, de 76 años y Janet Mekha, de 78. El sistema utilizado para el asesinato fue simple. Unos desconocidos, depositaron una bomba ante la puerta del domicilio del anciano matrimonio, luego, llamaron al timbre, más tarde, detonaron el explosivo que despedazó a los ancianos.

En Somalia, los terroristas de Al-Shabbad, los mismos que han decapitado, degollado y  asesinado a tiros a los escasos cristianos de la zona, mediante altavoces en las calles, han advertido a las mujeres que deberán vestir el niqab, incluso, en el interior de sus hogares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada