Header Ads

Gadafi: “Habrá una yihad islámica frente a Occidente, en el Mediterráneo”

Como ya apuntaba minutodigital.com hace semanas, tras las revueltas en países árabes se escondía el integrismo islámico. Está claro que Gadafí no es ninguna 'hermanita de la caridad', pero como en Irak o Afganistán, lo que está por llegar es bastante peor. Así lo ha manifestado gadafi al afirmar que "Estoy sorprendido de que ninguno comprenda que esto es una lucha contra el terrorismo", ha señalado Gadafi. "Nuestros servicios de seguridad cooperan. Os hemos ayudado (a Occidente) mucho en los últimos años. ¿Por qué cuando estamos en lucha contra el terrorismo en Libia no nos ayuda nadie a cambio?", se ha preguntado.

El líder libio, Muamar Gadafi, ha afirmado que su Gobierno está combatiendo contra el terrorismo islámico en Libia y ha lamentado el poco apoyo que está obteniendo su país por parte de la comunidad internacional. "Es o yo o Al Qaeda", ha afirmado en una entrevista concedida al diario francés 'Journal du Dimanche'.

"Cuando hubo confusión en Túnez y Egipto (...) Al Qaeda dio instrucciones a sus células durmientes en Libia para que salieran a la superficie (...) Los niños no saben nada de Al Qaeda o de la ideología de esta organización, pero miembros de estas células les han dado pastillas alucinógenas. Hoy en día, estos jóvenes han cogido gusto a estas pastillas y creen que las armas son una especie de fuegos artificiales", ha asegurado en la entrevista.

"Habrá una yihad islámica en frente de ustedes (Occidente), en el Mediterráneo (...) La gente de Bin Laden impondrá rescates en tierra y mar. Volveremos a la época de Barbarroja, de los piratas, de los otomanos que imponían rescates por los buques secuestrados. Esta será realmente una crisis mundial y un desastre para todo el mundo", ha agregado Gadafi.

Asimismo, Gadafi ha indicado que quiere que un equipo de investigación de la ONU o de la Unión Africana se desplace a Libia. "Vamos a permitir que la comisión vaya a investigar sobre el terreno sin poner ningún obstáculo", ha manifestado.
El líder libio ha apuntado que Francia tiene "grandes intereses" en Libia. "Hemos trabajado con (el presidente de Francia, Nicolás) Sarkozy en varios casos, en diferentes causas. Francia debería haber sido la primera en enviar una comisión de investigación", ha declarado. "Espero que (Francia) cambie su actitud hacia nosotros y que rápidamente se ponga a la cabeza de la investigación, que bloquee la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU y haga que se detenga la intervención extranjera en región de Bengasi", ha expresado.

"Para nosotros, el poder pertenece al pueblo. No tenemos un presidente que renuncie, ni un parlamento que disolver, ni unas elecciones que se falseen, ni una Constitución que modificar. No tenemos demandas de justicia social, porque aquí es el pueblo el que decide. No detento el poder como hacían Ben Alí o Hosni Mubarak", ha resaltado el mandatario libio.
"El régimen aquí, en Libia, va bien, es estable. Estoy dispuesto a hacerme entender. Si me amenazan, si me desestabilizan, llegará a la confusión, llegarán Bin Laden y los grupos armados. Eso es lo que va a suceder", ha recalcado. Además, ha señalado que la caída de su régimen provocaría un problema migratorio a Europa. "Miles de personas invadirán Europa desde Libia y no habrá nadie para detenerlos", ha aseverado.

Sobre las denuncias de uso excesivo de la fuerza para reprimir las manifestaciones que se produjeron por todo el país, Gadafi ha afirmado que nunca ha disparado a su pueblo. "¿Es que el régimen argelino en todos sus años de lucha contra el extremismo islámico no ha hecho uso de la fuerza? ¿Los israelíes no han provocado bajas civiles al bombardear Gaza porque los grupos armados están ahí?", se ha cuestionado.

Además, ha agregado que en Afganistán o Irak, donde tropas estadounidenses y de la OTAN están desplegadas, "también los militares disparan regularmente sobre civiles". "Aquí, en Libia, no se ha disparado a nadie", ha apostillado.

Por último, ha criticado la congelación de los activos libios impuesta por Naciones Unidas. "Propuse a todo el mundo el desafío de que probaran que un solo dinar es mío. Esta congelación de activos es un acto de piratería contra el dinero del Estado libio. Quieren robar dinero el Estado libio y mienten y dicen que es mi dinero", ha dicho. "Una vez más, hay una investigación para mostrar quién es dueño de ese dinero. Yo estoy tranquilo. No tengo más que mi jaima", ha finalizado.

Mientras Gadafi, y un buen sector de Occidente, sigue negando que el pueblo libio se haya levantado en demanda de libertad, los enfrentamientos entre las fuerzas gubernamentales y los rebeldes siguen recrudeciéndose. Los milicianos rebeldes avanzan hacia Sirte, en tanto que las fuerzas de Gadafi redoblan su acoso contra la localidad rebelde de Al Zauiya, a 92 kilómetros al suroeste de la capital, donde más doscientas personas han muerto, según fuentes médicas.

Al Agila, Ras Lanuf y Ben Yauad, esta última a 160 kilómetros al este de Sirte, han ido cayendo bajo el control islamista en los últimos días, después de que las fuerzas fieles a Gadafi lanzaran el pasado miércoles una ofensiva sin éxito contra el enclave petrolero de Briga en manos de la oposición. Tras repeler el ataque gadafista, en solo tres días, los rebeldes han logrado avanzar unos 180 kilómetros a lo largo de la costa mediterránea.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.