publi

Los cristianos en Siria pasaron la semana anterior en oración por su país mientras el caos se incrementó a un nivel alarmante. Los tanques de guerra avanzaron por diversos lugares de Siria para aplastar el "día de venganza" que se realizó durante el fin de semana.

Carl Moeller de Open Doors (Puertas Abiertas) en Estados Unidos opina que los cristianos se enfrentan a un futuro muy incierto en Siria: "Los cristianos con los que estamos trabajando están muy preocupados de que haya extremistas movilizándose en la rebelión para derrocar a Asad. Si fuera así, sin que haya un claro reemplazo en su lugar, podría haber un período de tiempo, quizá incluso una situación permanente, en la que Irán u otras naciones extremistas utilicen su influencia para que la vida sea muy, muy difícil para los cristianos".

Es un ejemplo que otros pueden seguir, según Moeller: "Podemos cobrar fuerzas del hecho que ellos permanecen firmes en medio de esta tormenta, que eso nos debe animar a estar vigilantes en oración por ellos y saber que todavía están compartiendo de Jesucristo, a pesar de las dificultades que están enfrentando".

Lo que ocurre en Siria, donde el gobierno reprime a sangre y fuego una revuelta por reformas democráticas, puede ser vital para el futuro de Medio Oriente e incluso conducir a un guerra civil en ese país.

Gran parte de los analistas coinciden en señalar los lazos que unen al gobierno del presidente Bachar al Assad con Irán, el grupo libanés Hezbollah y los palestinos de Movimiento de la Resistencia Islámica, Hamas, que controla la Franja de Gaza.

Los cristianos sirios preocupados por ser blanco de los terroristas

Los cristianos en Siria pasaron la semana anterior en oración por su país mientras el caos se incrementó a un nivel alarmante. Los tanques de guerra avanzaron por diversos lugares de Siria para aplastar el "día de venganza" que se realizó durante el fin de semana.

Carl Moeller de Open Doors (Puertas Abiertas) en Estados Unidos opina que los cristianos se enfrentan a un futuro muy incierto en Siria: "Los cristianos con los que estamos trabajando están muy preocupados de que haya extremistas movilizándose en la rebelión para derrocar a Asad. Si fuera así, sin que haya un claro reemplazo en su lugar, podría haber un período de tiempo, quizá incluso una situación permanente, en la que Irán u otras naciones extremistas utilicen su influencia para que la vida sea muy, muy difícil para los cristianos".

Es un ejemplo que otros pueden seguir, según Moeller: "Podemos cobrar fuerzas del hecho que ellos permanecen firmes en medio de esta tormenta, que eso nos debe animar a estar vigilantes en oración por ellos y saber que todavía están compartiendo de Jesucristo, a pesar de las dificultades que están enfrentando".

Lo que ocurre en Siria, donde el gobierno reprime a sangre y fuego una revuelta por reformas democráticas, puede ser vital para el futuro de Medio Oriente e incluso conducir a un guerra civil en ese país.

Gran parte de los analistas coinciden en señalar los lazos que unen al gobierno del presidente Bachar al Assad con Irán, el grupo libanés Hezbollah y los palestinos de Movimiento de la Resistencia Islámica, Hamas, que controla la Franja de Gaza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada