publi

Por Dazibao-Ñ-/
La Junta Islámica ha hecho público un vídeo “contra la violencia de género”... en el que se sugiere que  el imán de Tarrasa es víctima de una campaña islamófoba.

En el vídeo cacarean el director de Webislam, personaje conocido por el alias de “Hashim”; Isabel Romero, la boquiabierta portavoz de la Junta, y Mahoma Escudero, un Demóstenes ibérico, que se intitula vicepresidente del engendro islámico.

“Hashim” parlotea sonriente sobre conspiraciones y conjuras islamofóbicas. Sugiere que el imán de Tarrasa es víctima de la intolerancia religiosa y termina, por fin, recordando las palabras laudatorias que Pedro Navarro, alcalde de Tarrasa y gerifalte del P.S.C, ha dedicado al ejemplar ciudadano que instaba a la violencia de género en su mezquita. Para ilustrarnos, “Hashim” ha elegido un bucólico paraje campestre en el que a lo lejos se recorta la silueta de un castillo, tal vez  repleto de fantasmones y espectros.

Isabel Romero, otro dramatis personae de esta sórdida representación guiñolesca, afirma que en España hay una “escasa práctica de la diversidad religiosa”... y que “le interesa relativamente el caso concreto”. Manifiesta también que es inconcebible que la policía se atreva a “espiar” en las mezquitas, tome notas sobre los sermones que profieren los imanes y, especialmente, que tenga el mal gusto de filtrar la notitia criminis en vísperas del Día de la Mujer Trabajadora.

Estos compadres de la Junta están siendo generosamente subvencionados con nuestros dineros. En Webislam siguen apareciendo los banners de Presidencia del Gobierno y del Ministerio de Exteriores. Ya no tenemos al ínfimo Zapatero como máximo mandatario de España, sin embargo, parece que algunos cuates islamistas, por razones desconocidas, no dejan de gozar de ciertas prebendas. Y Rajoy... como Alá,  sabe más y mejor. 

 

La Junta Islámica cree que el imán de Tarrasa está siendo víctima de una campaña islamófoba

Por Dazibao-Ñ-/
La Junta Islámica ha hecho público un vídeo “contra la violencia de género”... en el que se sugiere que  el imán de Tarrasa es víctima de una campaña islamófoba.

En el vídeo cacarean el director de Webislam, personaje conocido por el alias de “Hashim”; Isabel Romero, la boquiabierta portavoz de la Junta, y Mahoma Escudero, un Demóstenes ibérico, que se intitula vicepresidente del engendro islámico.

“Hashim” parlotea sonriente sobre conspiraciones y conjuras islamofóbicas. Sugiere que el imán de Tarrasa es víctima de la intolerancia religiosa y termina, por fin, recordando las palabras laudatorias que Pedro Navarro, alcalde de Tarrasa y gerifalte del P.S.C, ha dedicado al ejemplar ciudadano que instaba a la violencia de género en su mezquita. Para ilustrarnos, “Hashim” ha elegido un bucólico paraje campestre en el que a lo lejos se recorta la silueta de un castillo, tal vez  repleto de fantasmones y espectros.

Isabel Romero, otro dramatis personae de esta sórdida representación guiñolesca, afirma que en España hay una “escasa práctica de la diversidad religiosa”... y que “le interesa relativamente el caso concreto”. Manifiesta también que es inconcebible que la policía se atreva a “espiar” en las mezquitas, tome notas sobre los sermones que profieren los imanes y, especialmente, que tenga el mal gusto de filtrar la notitia criminis en vísperas del Día de la Mujer Trabajadora.

Estos compadres de la Junta están siendo generosamente subvencionados con nuestros dineros. En Webislam siguen apareciendo los banners de Presidencia del Gobierno y del Ministerio de Exteriores. Ya no tenemos al ínfimo Zapatero como máximo mandatario de España, sin embargo, parece que algunos cuates islamistas, por razones desconocidas, no dejan de gozar de ciertas prebendas. Y Rajoy... como Alá,  sabe más y mejor. 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada