Header Ads

Víctima de un ataque con ácido se suicida

Por Dazibao-Ñ-/
Fakhra Younus, cuyo rostro fue rociado con ácido en el año 2000, se arrojó al vacío el 17 de marzo desde la planta sexta de un edificio. En una nota de suicidio, Younus mostraba su indignación por la insensibilidad de los políticos paquistaníes ante este tipo de actos atroces.



Hace 12 años, Younus fue rociada con ácido por su exmarido, Bilal Khan, en presencia del hijo de ambos que en aquellas fechas contaba con 5 años. A consecuencia de la agresión perdió un ojo, la nariz, la oreja izquierda , sus labios quedaron pegados, sus pechos sufrieron graves quemaduras y comenzó a respirar con gran dificultad; fue sometida a 39 intervenciones quirúrgicas, pero su rostro siguió desfigurado. Según The Telegraph, B. Khan fue detenido, sin embargo, quedó en libertad bajo fianza a los cinco meses gracias a sus influencias en el ámbito político.

Younus, que se había trasladado a Roma para seguir con el tratamiento, consideraba que su aspecto no era humano y que su cara era una prisión. El 17 de marzo, quien fue una bella y conocida bailarina se lanzó al vacío desde una sexta planta, no sin antes dejar una nota en la que acusaba a los políticos de su país de no mostrar ningún interés por las víctimas de estos hechos criminales. Por su parte, Bilal ha declarado en la televisión paquistaní que él es inocente, y que su exmujer se suicidó sólo por cuestiones económicas.

En Pakistán, ese país musulmán paupérrimo que cuenta, no obstante, con armamento nuclear, se han producido más de 8.500 casos de agresiones con ácido, matrimonios forzados y otras formas de violencia contra la mujer en 2011. Pakistán condena a muerte a los “blasfemos” que ofenden al “Profeta”, pero permanece indiferente ante  los terribles ataques con ácido que corroen los rostros de centenares de mujeres cada año. Italia, nación cristiana, acogió a Younus durante 12 años; le proporcionó seguridad, atención médica y medios de subsistencia, todo lo que su país, un vertedero islamista, le negó.

En Egipto, otra mujer víctima de un ataque con ácido se suicidó en los primeros días de marzo. Su rostro aparece en la imagen de portada.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.