publi

Un asesor de los Hermanos Musulmanes acusa a los israelíes de provocar en Egipto cáncer, hepatitis, infecciones de riñón y granos en la cara.

Ahmed Subei, un prestigioso asesor de los Hermanos Musulmanes, afirmó el pasado jueves, ante las cámaras del canal iraní Al-Alam, que desde la firma de los acuerdos de paz de Camp David en Egipto... han aumentado los casos de hepatitis, cáncer, infecciones de riñón y otras enfermedades graves.

La cotorra islámica aseguró que desde 1979, fecha en que se firmaron los acuerdos de paz entre Egipto e Israel, la "ilegal entidad sionista" ha introducido pesticidas que contenían agentes cancerígenos, para destruir sectores económicos del país y la salud de los nativos.

En Egipto, nación mahometana donde los hímenes falsos Made in China han tenido un notable éxito entre las féminas, se ha denunciado que los israelíes han fabricado chicles, únicamente destinados a palestinas y egipcias, cuyo consumo produce tal furor uterino que convierte a la más casta mahometana en una lúbrica putilla. La Ciencia judía, siempre al servicio del mal, también ha creado un gel de baño para caballeros que provoca esterilidad, según juran los más prestigiosos jurisconsultos del país del Nilo, que recientemente han dado a conocer un dato escalofriante: Israel les envía bellas señoritas infectadas con el virus del SIDA, para seducir a jóvenes incautos y contagiarles la enfermedad.

Pero los judíos, reconocibles por su chepa, ojos saltones y nariz roma, no sólo conspiran para atentar contra la salud sexual y reproductiva de los creyentes de Alá, no sólo provocan todo tipo de cánceres, hepatitis, botulismo, aluminosis y granos en la cara, sino que además (como ha referido Sallah Sutan) confeccionan sus viandas rituales con sangre de niños cristianos. Y estos dementes, que ven fantasmas y se creen víctimas de conjuros mágicos, han recibido las bendiciones de Obama y otros estultos políticos occidentales que, sin embargo, hacen mutis ante las reiteradas matanzas de cristianos coptos.

Según un asesor de los Hermanos Musulmanes: "Los israelíes son los responsables del aumento de casos de hepatitis, cáncer e infecciones de riñón en Egipto"

Un asesor de los Hermanos Musulmanes acusa a los israelíes de provocar en Egipto cáncer, hepatitis, infecciones de riñón y granos en la cara.

Ahmed Subei, un prestigioso asesor de los Hermanos Musulmanes, afirmó el pasado jueves, ante las cámaras del canal iraní Al-Alam, que desde la firma de los acuerdos de paz de Camp David en Egipto... han aumentado los casos de hepatitis, cáncer, infecciones de riñón y otras enfermedades graves.

La cotorra islámica aseguró que desde 1979, fecha en que se firmaron los acuerdos de paz entre Egipto e Israel, la "ilegal entidad sionista" ha introducido pesticidas que contenían agentes cancerígenos, para destruir sectores económicos del país y la salud de los nativos.

En Egipto, nación mahometana donde los hímenes falsos Made in China han tenido un notable éxito entre las féminas, se ha denunciado que los israelíes han fabricado chicles, únicamente destinados a palestinas y egipcias, cuyo consumo produce tal furor uterino que convierte a la más casta mahometana en una lúbrica putilla. La Ciencia judía, siempre al servicio del mal, también ha creado un gel de baño para caballeros que provoca esterilidad, según juran los más prestigiosos jurisconsultos del país del Nilo, que recientemente han dado a conocer un dato escalofriante: Israel les envía bellas señoritas infectadas con el virus del SIDA, para seducir a jóvenes incautos y contagiarles la enfermedad.

Pero los judíos, reconocibles por su chepa, ojos saltones y nariz roma, no sólo conspiran para atentar contra la salud sexual y reproductiva de los creyentes de Alá, no sólo provocan todo tipo de cánceres, hepatitis, botulismo, aluminosis y granos en la cara, sino que además (como ha referido Sallah Sutan) confeccionan sus viandas rituales con sangre de niños cristianos. Y estos dementes, que ven fantasmas y se creen víctimas de conjuros mágicos, han recibido las bendiciones de Obama y otros estultos políticos occidentales que, sin embargo, hacen mutis ante las reiteradas matanzas de cristianos coptos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada