publi

Netanyahu afirma que el islam político quiere «la vuelta a la Edad Media» y vaticina su fracaso

En unas peculiares declaraciones sobre la crisis de Gobierno en Egipto, el primer ministro isrealí, Benjamin Netanyahu, ha sugerido que la caída del expresidente Mohamed Mursi demuestra la debilidad del islam político.

«Creo que, a largo plazo, este tipo de regímenes islamistas radicales van a fracasar porque no son capaces de proporcionar las condiciones necesarias para el desarrollo económico, político y cultural de un país», aseguró Netanyahu al semanario alemán «Welt am Sonntag», y añadió que considera que el islamismo radical se encuentra incapacitado para lidiar con las revoluciones económicas y tecnológicas globales.

El islamismo «vuelve de lleno a la Edad Media contra el empuje de la modernidad, por lo que, con el tiempo, está condenado al fracaso», afirmó el primer ministro israelí.

Netanyahu, que, tras el golpe en Egipto del pasado día 3, se había mostrado muy cauto al respecto, a expresado sus deseos de que la nueva situación en el país africano ayude a restablecer unas relaciones hasta entonces frías entre Egipto e Israel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada