Header Ads

La proliferación de la violación infantil en Turquía y el apagón informativo


Por Robert Jones | Vía: Gatestoneinstitute


Turquía ha amenazado una vez más con romper un controvertido acuerdo sobre los migrantes y enviar a cientos de miles de solicitantes de asilo a Europa si a sus ciudadanos no se les garantiza la exención de visado para la Unión Europea en cuestión de meses.

Mevlut Cavusoglu, ministro de Exteriores turco, exigió que se anularan los requisitos para obtener el visado para la UE para los ciudadanos turcos no más tarde de octubre.

Entretanto, los niños sirios sufren violaciones y abusos dentro y fuera de los campos de refugiados de Turquía.

Violan a una bebé siria de nueve meses: se impone el apagón informativo

Una bebé siria de nueve meses fue violada en el distrito de Islahiye en Gaziantep el 19 de agosto. La bebé es hija de una familia siria que había huido de la guerra en su país, según el periódico Birgun. La familia, jornaleros agrícolas en Gaziantep, había montado una tienda de campaña en el campo donde trabajan.

El día de la violación, los padres habían dejado a su bebé con un hombre de 18 años antes de marcharse a trabajar a un campo a cien metros de distancia.

Cuando los padres volvieron, vieron al joven, un ciudadano turco que trabaja de pastor, alejándose de la tienda. La madre se dio cuenta de que habían violado a su bebé y la llevó a un hospital de la zona, donde se confirmó la agresión.

La oficina del Gobierno en Antep anunció que el joven había sido arrestado y llevado ante la justicia.
Huseyin Simsek, el periodista que cubrió el incidente para el periódico Birgundijo que él y el periódico habían recibido incontables amenazas de muerte en las redes sociales por haber informado de la violación.

Simsek tuiteó:
Hoy, han violado a una bebé de nueve meses en Antep. Hay un informe médico. Me han maldecido, delatado y amenazado de muerte.
El incidente es real. Los médicos dicen que la bebé tiene entre siete y nueve meses. Vamos a seguir escribiendo.
Algunos usuarios de Twitter llamaron al reportero "terrorista del PKK", "terrorista de FETÖ [gülenista]", "traidor" e "hijo de puta", entre otras cosas. Otros se refirieron a Birgun como "papel higiénico" y animaron a destruir la sede del periódico.

Cuando Samil Tayyar, diputado del Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) por Gaziantep,confirmó la violación en su cuenta de Twitter, otro usuario respondió:
Estimado diputado: No se deberían utilizar esas noticias. Nos estamos pegando un tiro en el pie. Le estamos dando material al enemigo. Sean responsables, por favor.
Al parecer, se estaba refiriendo a las recientes acusaciones de Suecia contra Ankara de estar legalizando el sexo con menores.

El Tribunal Constitucional de Turquía anuló en julio una cláusula del código penal que penalizaba todos los actos sexuales con menores de 15 años considerándolos "abuso sexual", y dándole al Congreso un periodo de seis meses para redactar una nueva ley.

La ministra de Exteriores sueca, Margot Wallström, tuiteó en su cuenta oficial de Twitter que "Turquía debe revocar su decisión de permitir el sexo con menores de 15 años. Los niños necesitan más protección, y no menos, contra la violencia y el abuso sexual".

El viceprimer ministro turco Mehmet Simsek respondió con otro tuit: "Sin duda está mal informada. En Turquía no existe algo tan absurdo. Por favor, infórmese bien".

Turquía llamó a consultas al embajador de Suecia y colocó un anuncio en el principal aeropuerto de Estambul desaconsejando a los viajeros que visitaran Suecia.

"¡Aviso para viajeros!", decía un gran anuncio expuesto en la zona de salidas de la terminal internacional del aeropuerto de Atatürk. "¿Sabía que Suecia tiene la tasa de violaciones más alta de todo el mundo?"

El mes pasado, un panel electrónico del aeropuerto Ataturk de Estambul decía: "¡Alerta de viaje! ¿Sabe que Suecia tiene la mayor tasa de violaciones del mundo?". Fue colocado en represalia por un tuit crítico de la ministra sueca de Exteriores, Margot Wallström, que decía: "La decisión turca de permitir las relaciones sexuales con menores de 15 años ha de ser revocada. Los niños necesitan más protección, no menos, contra la violencia y el abuso sexuales". (Imagen tomada de un vídeo de Reuters).
El ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, también dijo que Wallström había actuado de manera "irresponsable".

Sin embargo, los datos obtenidos sobre el terreno indican que el abuso sexual de menores está sumamente generalizado en Turquía, y que son las autoridades del Estado turco las que no están actuando de manera responsable.

El Tribunal Penal de Paz de Islahiye en Gaziantep ha dictado el apagón informativo sobre la violación de la bebé siria.

"Hasta que no finalice la investigación, toda clase de noticias, entrevistas, críticas y publicaciones respecto al caso investigado han sido prohibidas en los medios escritos, audiovisuales y sociales así como en internet", decía la sentencia.

30 jóvenes sirios violados en el campo de Nizip

El diario Birgun también informó en mayo de que 30 chicos sirios con edades comprendidas entre los 8 y los 12 años habían sido violados en un campo de refugiados en el distrito de Nizip en Gaziantep.
Las agresiones tuvieron lugar durante un periodo de tres meses, en los servicios del campo, dirigido por la Autoridad Pública de Emergencias y Rescates (AFAD, por sus siglas en turco).

El campo fue visitado por la canciller alemana, Angela Merkel, el entonces primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, varios ministros turcos y el alcalde de la ciudad el 23 de abril, fecha en que se celebra el Día de la Infancia en Turquía. Los líderes elogiaron el campo, que alberga a 14.000 sirios.
Un empleado de limpieza del campo le pagó a los niños unas pocas liras turcas a cambio de abusar sexualmente de ellos. El hombre confesó sus delitos y afirmó que "fueron los niños quienes le incitaron a abusar de ellos".

Ocho familias de los niños agredidos interpusieron denuncias por los ataques. Erk Acarer escribió en Birgun:
Se entiende que algunas de las familias no hayan presentado denuncias contra E.E., que abusó sexualmente de los niños, porque tienen miedo, ya que son solicitantes de asilo en Turquía. Por eso no quieren enfrentarse a la situación.
AFAD, la institución pública que dirige el campo, confirmó las violaciones:
AFAD ha tomado precauciones para evitar que se repita este incidente. Se ha prestado asistencia psicológica desde el principio a los afectados.
Abusan sexualmente de niños sirios en el campo de Islahiye

Poco después del escándalo del campo de Nizip, se informó de que cinco niños sirios que se alojaban en el campo de refugiados de Islahiye, en Gaziantep –también dirigido por AFAD–, habían sufrido abusos sexuales a manos de un ciudadano sirio de 87 años, Ahmed H., en varias ocasiones. De nuevo, las autoridades del campo no fueron "capaces" de proteger a los niños, cuyas edades oscilaban entre los 4 y los 8 años.

Dos de los menores agredidos eran sus propios nietos, otra era su sobrina y el otro su sobrino. Ahmed H. hizo que los niños –al parecer ante la mirada de todo el mundo– se sentaran en su regazo mientras abusaba sexualmente de ellos.

Las agresiones salieron a la luz el 20 de noviembre de 2015, cuando una persona informó a la gendarmería local de que "un hombre mayor estaba abusando sexualmente de una niña de dos o tres años, sentado en su silla delante del campo".

Los niños les contaron entonces a las autoridades los abusos que habían sufrido. El abuso también quedó demostrado por las cámaras de vigilancia.

El 3 de mayo, Ahmed H. fue absuelto del abuso sexual de sus nietos basándose en que "no había suficientes pruebas convincentes" para condenarlo.

En cuanto a su juicio por abusar de las otras víctimas, se le concedió una "reducción de la pena por buena conducta" por su "comportamiento positivo durante el juicio".

"Los sirios que se queden fuera del campo están... desprotegidos"

"Los solicitantes de asilo que se quedan en los campos de refugiados son el 10 % de todos los solicitantes de asilo", dijo Mahmut Togrul, diputado del Partido Democrático de los Pueblos (HDP) por la ciudad de Gaziantep.
Los sirios que se quedan fuera de los campos están sufriendo un verdadero drama. La gente se queda en las calles sin protección. Hemos intentado decírselo a las autoridades, pero por desgracia nadie cumple su trabajo en Turquía y no se ocupan de los problemas fundamentales.
Como el AKP se preocupa de sus propios asuntos, los sirios han sido abandonados a su suerte... Nos enfrentamos a una situación maligna. Admiten que su política sobre los sirios ha sido equivocada. Si no hubiesen aplicado dicha política, no habría tanta gente devastada ahora mismo. No basta con decir: "Lo hemos hecho mal". Tienen que resolver los problemas causados por sus políticas equivocadas. El AKP que ha dejado a estas personas sin nada que hacer y sin control tiene que asumir la responsabilidad sobre ellas.
"¿Dónde están los 3.000 millones de euros?"

Mientras, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, pronunció un discurso en el Centro Nacional Cultural y de Congresos de Bestepe el 24 de agosto, donde dijo:
¿Qué dijeron [los europeos]?: "Les daremos a los refugiados que vengan a estos campos 3.000 millones de euros en ayudas". ¿Dónde están? Ha pasado casi un año ya. ¿Dónde están? Aquí no.
Periodistas y testigos, sin embargo, han revelado que Turquía ha permitido a los yihadistas viajar hacia y desde Turquía, y que incluso ha suministrado fondos, logística y armas a grupos extremistas, entre ellos el Estado Islámico (ISIS) y el Frente Al Nusra.

El Gobierno turco –junto a otros de la región– ha convertido Siria en una auténtica pesadilla, supuestamente para ampliar la influencia turco-suní en Siria y otros países, y para impedir a los kurdos establecer una patria libre en el norte de Siria.

Desde que estalló la guerra en Siria en 2011, las organizaciones yihadistas han aterrorizado a millones de personas, en especial a los alauíes, los cristianos y los kurdos, y han provocado que millones de personas huyeran de su país. Desesperados, muchos sirios llegaron a Turquía y siguen viviendo bajo la "protección temporal" del Gobierno turco.

Pero si el Gobierno turco no hubiese propiciado el auge del terrorismo yihadista en la región, mucho de esto no habría pasado.

Turquía no sólo deja sin atender y desprotegidos a los solicitantes de asilo sirios, sino que también está chantajeando a la UE con ellos, de cuyo dolor y devastación son en buena medida responsables las autoridades turcas.

Habida cuenta de los cierres, cada vez más violentos, de los medios turcos y las presiones contra la libertad de expresión en el país, es altamente probable que los casos de abuso infantil reportados en Gaziantep sean sólo la punta del iceberg.

Cuando los bebés sirios y otros niños, y también las mujeres, son violados y tratados horriblemente en Turquía, y sus agresores quedan libres; cuando los periodistas que cubren estos abusos son amenazados; cuando se imponen vetos a la prensa sobre las agresiones cometidas contra los sirios; y cuando los tribunales conceden a los criminales una "reducción de la pena por buena conducta", Turquía parece ser uno de los últimos países del planeta con el derecho moral de exigir la exención de visa para Europa o para cualquier otra parte.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.