Follow on Facebook


Una piscina se ha visto obligada a reforzar su equipo de seguridad después de un aumento en los ataques sexuales por parte de inmigrantes.

Durante los primeros días de verano, la piscina Maximare en Hamm, cerca de la frontera con los Países Bajos, ha visto como el número de ataques sexuales en la piscina se disparó.



El gerente, Frank Rose, ha tenido que recurrir a una empresa de seguridad privada para proporcionar protección adicional a las mujeres

Al menos seis ataques se han llevado a cabo contra las mujeres en el centro público, obligando a la administración a tomar medidas.

Frank Rose dice que "a menudo hay malentendidos. las mujeres inmigrantes quieren quieren nadar con su ropa de calle y los hombres con su ropa interior"

Se refuerza la seguridad en varias piscinas alemanas por el aumento de ataques sexuales


Una piscina se ha visto obligada a reforzar su equipo de seguridad después de un aumento en los ataques sexuales por parte de inmigrantes.

Durante los primeros días de verano, la piscina Maximare en Hamm, cerca de la frontera con los Países Bajos, ha visto como el número de ataques sexuales en la piscina se disparó.



El gerente, Frank Rose, ha tenido que recurrir a una empresa de seguridad privada para proporcionar protección adicional a las mujeres

Al menos seis ataques se han llevado a cabo contra las mujeres en el centro público, obligando a la administración a tomar medidas.

Frank Rose dice que "a menudo hay malentendidos. las mujeres inmigrantes quieren quieren nadar con su ropa de calle y los hombres con su ropa interior"