domingo, octubre 24, 2021

Un buen conserje y espacios limpios marcan la diferencia

Más leídos

Una cosa lleva a la otra, conserjes responsables, espacios bien cuidados. Es imprescindible para un edificio, comunidad, centro comercial u otros espacios. Un buen conserje, además de optimizar múltiples tareas, también es clave para propiciar una relación armónica entre todos los vecinos.

Los conserjes cada vez más se convierten en piezas fundamentales en la vida diaria. Es común observarlos en urbanizaciones, bloques, pisos, centros comerciales y comunidades. Son fundamentales para la custodia y cuidado de estos espacios comunes. Profesionales de gran importancia que hoy cumplen una función vital para dar realce a un espacio.

El conserje además de tener a cargo las llaves del espacio en el que labora, es la persona que cuida su mantenimiento, limpieza y vigilancia. Pero también efectúa otros trabajos no especializados y de mucha trascendencia en el espacio, tales como distribución de correspondencia, electricidad, albañilería, pinturas y otros.

En Madrid, los conserjes, de acuerdo al Convenio Colectivo de Empleados de Fincas Urbanas de Madrid, que regula y establece las funciones de estos profesionales en urbanizaciones, pisos y bloques, tienen una serie de tareas. Entre estas destacan la limpieza de comunidades y mantenimiento de dependencias comunes, esto sumado a sus tareas habituales.

Contratar a una empresa de conserjes Madrid  es la mejor alternativa, ya que con ello se garantiza que las personas que asumen este rol pueden llegar a ser de confianza, inspirar seguridad, ser discretas y eficientes en las labores a desempeñar. De hecho, es parte de lo que brinda una buena empresa en cuanto a este tipo de servicios.

Características de un buen conserje

Nuestros espacios comunes son tan importantes como nuestra propia vivienda, el tener espacios o zonas comunes en buen estado nos genera bienestar, calidad de vida y seguridad. Un conserje es pieza fundamental para que esto ocurra; sus labores abarcan una serie de acciones que permitirán el buen funcionamiento y resguardo de diversos espacios. De esta manera se garantiza la buena convivencia de todos los vecinos.  

Es importante que el conserje sea una persona afable y comunicativa, su labor siempre va a estar ligada a tener contacto directo con muchas personas, entre vecinos, trabajadores y visitantes. 

Debe ser muy discreto, ya que generalmente los vecinos tendrán conversaciones con él. Ser proactivo, dinámico y tener disposición para realizar las tareas inherentes a su responsabilidad, así como otras no encomendadas y ayudar a los vecinos en lo que esté a su alcance. No debe faltar en un buen conserje el ser organizado y puntual.  

Siempre debe estar presto a mantener lo más cuidado y limpio posible el espacio donde labora, además de formar parte de las acciones que emprendan los vecinos u otros para coadyuvar en esa tarea. Las limpiezas de comunidades Madrid también pasan por la organización y planificación de los conserjes. 

Funciones de un conserje

Vigilar  la entrada, pero más allá, estar pendiente del cuidado y seguridad del edificio, bloque, condominio o centro comercial donde labora. Es muy común que el conserje ayude a ubicar a alguien que requiera llegar a algún lugar en específico.

También debe mantener a buen resguardo las copias de las llaves, no solo de las zonas comunes, incluso en algunos casos de locales propios. El conserje debe llevar un control sobre las personas que entran y salen de un edificio; así garantiza la seguridad y tranquilidad en los vecinos.  

Limpiar es una de las tareas más visibles de un conserje; el cuidado y mantenimiento del espacio donde trabaja hablan de su labor. Gracias a los conserjes se puede ver diariamente la pulcritud  y el resplandor de cada uno de los espacios. 

Cuando sucede algún imprevisto de carácter eléctrico, de plomería u otro, al primero  que se acude es al conserje; si el imprevisto no es mayor, seguramente él podrá solucionarlo. 

En sí, el cuidado en general de la instalación depende de este profesional; el agua, la luz, el gas, internet, el teléfono, si hay algunas fallas en esos servicios, el conserje sabrá ubicar a los especialistas correspondientes para su reparación.

También es el encargado de sacar la basura, ubicarla en el contenedor más cercano y hacer que la misma desaparezca.  De igual forma se encargan del correo, recibe las compras que se suelen hacer en estos tiempos por internet y llegan generalmente a mensajería; regula la calefacción central, de existir en los edificios;  y es responsable del encendido y programación de alumbrados. Cuida del jardín o de la piscina, si fuera el caso.

Más artículos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas noticias